30 de septiembre de 2012

Juntas de la mano

Las obligué a estar de la mano un buen rato para conseguir un helado del Ikea.
Las manos le sudaban pero lo consiguieron.



Publicar un comentario