16 de febrero de 2012

Casi sufriendo en silencio

Este fin de semana pasado
la vejez me ha visitado,
me pilló seguramente agachado
porque un regalo en el serito me ha dejado.

Publicar un comentario